Para solicitar derechos de edición en la Wiki, haga clic aquí.

Investigación en lazaretos

De FamilySearch Wiki
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Perú

Lazaretos[editar | editar código]

La lepra en América no existía antes de la llegada de los conquistadores europeos. Los españoles trajeron esta enfermedad a América Central, América de Sur y en Norte América, México y parte de los Estados Unidos. El primer Lazareto se fundó en 1520 en Santo Domingo, las personas que padecían de lepra, o el bacilo de Hansen, se enviaban por lo general a ciudades aisladas del resto del país. A estos lugares se les llamó lazaretos, leprocomios o leprosarios.


Al llegar allí, en ocasiones las personas se cambiaban de nombre para evitar el estigma para sus parientes que quedaban afuera. A menudo deberá averiguar el nombre que adoptó su pariente al llegar al lazareto. Si el antepasado alcanzó a ser conocido por alguno de sus parientes mayores, ellos podrían saber el nombre o el apodo por el cual se le conocía.


En Colombia, fue prominente el lazareto de Investigación en Agua de Dios, Cundinamarca, Colombia


Revista peruana de medicina experimental y salud pública. Revisión histórica del control de la lepra en el Perú. [editar | editar código]

Cronológia de los hechos más destacados en la historia y  control de la lepra en el Perú. Haga clic aquí

Servicios de los leprosos del Perú[editar | editar código]

PERÚ - En el pueblito de 1500 almas de San Pablo de Loreto, en el Perú, una religiosa del Nuevo Brunswick, la hermana Reine Savoie trabaja con los leprosos desde 13 años. Y, por nada en el mundo, la madre Reina cambiaría su trabajo actual con lo que podría hacer en un gran hospital moderno. Haga clic aquí


Lugares de Implantación Perú - San Pablo, Amazonía - Leprosería[editar | editar código]

En la AMAZONIA (1948 - ) San Pablo, Amazonia - Leprosería  

Leprosos.jpg

El día 15 de setiembre de 1948, las hermanas San Alberto (Éva Albert) e Imelda Cyr

llegan a San Pablo. Su pequeña casa está en la zona reservada para el personal

médico y los demás empleados de la leprosería situada un poco más allá a lo largo

del Amazonas. Los 30 habitantes de este pueblo viven en chozas de cáscara de palmeras y con techos de bálago; la capilla está sin ventana ni puerta, el piso de tierra; existe un miserable hospital para los enfermos más graves y una casa bien pobre para los inválidos. El médico habitual reside en Iquitos, a unos 300 km. de la Colonia, y viene de vez en cuando a San Pablo. Una enferma sola atiende a los leprosos con la ayuda de los más capacitados en medio de ellos.
Haga clic aquí